El Ministerio de Comercio de China informó este viernes que próximamente comenzará las pruebas piloto de su criptomoneda en tres de sus principales zonas de desarrollo, y se propone expandirlas hacia otras áreas del territorio nacional.
 
Detalló que el proceso se aplicará en las regiones Guangdong-Hong Kong-Macao, Beijing-Tianjin-Hebei y el Delta del río Yangtze River, luego que otras investigaciones realizadas en localidades como Shenzhen, Suzhou, Xiongan y Chengdu demostraron buenos resultados en cuanto a la confiabilidad, estabilidad, conveniencia y control de riesgos de la divisa virtual, reseñó Prensa Latina.
 
En ese sentido, señaló que participarán cuatro grandes bancos del Estado e incluirá un monedero digital que permitirá a los usuarios hacer pagos, extraer y transferir dinero con su número de teléfono. Hace algunos meses la prensa china reportó que el Banco Central completó junto a empresas privadas las funciones básicas de la divisa y busca su necesario respaldo legal.
 
A juicio de expertos, el gigante asiático debe acelerar su emisión porque los bancos centrales de muchas naciones rebajan a cero las tasas de interés y tienen problemas para mantener el mercado con liquidez en medio de la pandemia de Covid-19.
 
La criptomoneda contará con un sistema para contribuir al crecimiento del país y solucionar los problemas financieros. Además, está basada en la tecnología denominada blockchain, la cual prioriza el anonimato, y analistas concuerdan en que su respaldo será en oro.