Funcionarios del Eje de Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de Anzoátegui investigan la muerte de una niña de cinco años, sobre quien algunos familiares utilizaron creolina para acabar con piojos y liendras que anidaban en su cabeza, cejas y otras partes del cuerpo.

Al parecer, el desinfectante provocó en la pequeña una reacción alérgica en todo el cuerpo, una posterior intoxicación y, posteriormente, la muerte, en un hecho ocurrido el pasado lunes 01 de febrero en una vivienda del sector Los Potocos de Barcelona.

Familiares declaran, algunos habrían quedado detenidos

Los detectives citaron a declarar a la madre, la abuela y otros parientes directos de la niña y trascendió que algunos de ellos resultaron detenidos y puestos a la orden del Ministerio Público, que los imputaría por el delito de homicidio ante los tribunales de Control de la capital anzoateguiense.

Se trata del segundo fallecimiento de menores de edad que investiga el Eje de Homicidios del Cicpc en menos de un mes. El primero tiene que ver con una pequeña de tres años en la población de Onoto, de la cual abusaron, luego golpearon y asesinaron.


Con información de El Tiempo de Anzoátegui.