Las orejas de carnaval son el postre más fácil de preparar y delicioso de estas fiestas. Los ingredientes de este postre seguramente los tendremos en casa y realmente merece la pena probarlo y disfrutarlo. Lo realmente festivo es freír esta delicia y disfrutar de la textura y el sabor que nos ofrece. Pon fin a este menú con esta maravilla.

Ingredientes:

250 gr de harina de trigo

50 gr de mantequilla

25 ml de licor de anís o aguardiente

100 ml de agua tibia

60 gr de azúcar glass

1 huevo

Ralladura de limón

Sal

Elaboración:

Ponemos en un bol la mantequilla a temperatura ambiente y empezamos a batirla con el azúcar glass.

Incorporamos el huevo con cuidado y mezclamos con el anís o aguardiente, podemos no ponerle nada en caso de no tener licor en casa.

Le añadimos la ralladura de limón para que se vaya mezclando con el resto de los ingredientes. Ponemos la harina previamente tamizada para que no queden grumos.

Le daremos forma, lo más similar posible a unas orejas, cuando estén listas preparamos la sartén con abundante aceite.

Freímos las orejas. A medida que tenemos las orejas las colocamos sobre papel absorbente para que suelten el exceso de aceite que hayan acumulado.

Decoramos con azúcar y miel, de esta manera tendremos listo uno de los dulces típicos de estas fechas, las orejas de carnaval.

Este es un menú sencillo que podemos cocinar en los dias de carnaval o un dia que nos apetezca.