Si te encanta el queso fundido, tienes que probar estos macarrones gratinados con queso emmental y parmesano. También vamos a añadir jamón serrano a taquitos para darle el toque final. Es una receta tan sencilla, que puedes hacerla cada vez que te apetezca. Solo tardaras 20 minutos, así que ¡empieza a precalentar el horno ya!

INGREDIENTES

500 g de Macarrones
150 ml de Nata para cocinar
100 g de Queso emmental rallado
50 g de Queso parmesano rallado
Jamón serrano troceado
Sal
Pimienta negra

PREPARACIÓN

1.  Cocer la pasta en agua salada 2 minutos menos del tiempo indicado por el fabricante.
2. Triturar la nata con el parmesano y la mitad del jamón y cortar el resto en dados.
3. Encender el grill del horno a máxima temperatura.
4. Mezclar los macarrones escurridos con los dados de jamón y la nata y echar en una fuente.
5. Espolvorear con el emmental y gratinar durante 10 minutos.