Josep Maria Bartomeu ha sido detenido durante el registro que la policía autonómica de Cataluña está desarrollando desde primera hora de la mañana del lunes 1 de marzo en las oficinas del Fútbol Club Barcelona en el Camp Nou. El registro se ha realizado en busca de información relacionada con caso conocido como el Barçagate.

"Dispositivo en marcha del Área Central de Delitos Económicos de la DIC relacionado con el FC Barcelona. Se están llevando a cabo varias entradas y registros", han señalado los Mossos en su cuenta de Twitter.

El cuerpo de los Mossos d'Esquadra ha efectuado al menos cuatro detenciones entre las que se encuentran también otros miembros de la junta directiva del club, como el director general blaugrana, Òscar Grau, el director de los servicios legales, Román Gómez Ponti, y el ex mano derecha del expresidente azulgrana, Jaume Masferrer.

La unidad de los Mossos d'Esquadra especializada en delitos económicos entró en las oficinas del club por orden del juzgado de instrucción número 13 de Barcelona para recabar pruebas en torno a supuestos delitos de administración desleal y corrupción entre particulares.

La policía investiga al club de fútbol por el caso Barçagate destapado en febrero de 2020 por la radio Cadena Ser, que implica al antiguo equipo directivo del FC Barcelona en la presunta contratación de una empresa externa para mejorar su imagen pública.

La compañía en cuestión, l3 Ventures, empleaba cuentas en las redes sociales para difamar a jugadores como Gerard Piqué o Leo Messi e individuos contrarios a la gestión de Bartomeu, entre ellos el también expresidente Joan Laporta.
Según la información que salió a la luz en 2020, el Barcelona supuestamente gastaba un millón de euros anuales divididos en varios contratos de menos de 200.000 euros para saltarse los controles internos.

Pese a que una auditoría encargada por el club deportivo tras el escándalo exculpó a la directiva de cualquier actividad delictiva, el juzgado de instrucción de Barcelona decidió admitir a trámite una denuncia presentada por un grupo de socios del Barça.
Los miembros del FC Barcelona consiguieron además 20.000 firmas para impulsar una moción de censura contra Bartomeu y su junta directiva, que terminó dimitiendo en bloque antes de la votación, el pasado 27 de octubre.


Texto: SputnikNews